18/8/19

Palabras acompasadas por la música


Rocío Afonso y Samantha Moreno

Hace unos meses me comprometí con mucha ilusión a escribir sobre “las palabras acompasadas por la música” y aquí estoy: dispuesta a compartir mi experiencia en lo que se refiere a las sesiones de narración con música y cómo surgieron. Me reuní con Marianexy Yanes y Rocío Afonso, dos compañeras vinculadas al teatro, las marionetas, la música y los cuentos para darle forma de entrevista y de ahí salieron estas conclusiones:

MARIANEXY: ¿Cómo surge la idea de de contar cuentos con música?

SAMANTHA: La idea de contar cuentos acompasados por la música estuvo en mi cabeza mucho tiempo (casi desde siempre) y un día decidí materializarla. Se me hacía necesario porque una y otra vez cuando escuchaba cuentos o leía un texto pensaba: ¿y si… aquí hubiera una melodía, o el sonido de unos grillos o del mar? En una ocasión fui a un recital de poesía y mientras se deleitaban mis oídos con aquellos versos pensé: ¿y si… hubiera un instrumento haciendo también poesía? Posteriormente vi espectáculos interdisciplinares e incluso participé en algunos de ellos. Mi idea ya estaba inventada pero no me importó: yo también quería hacerlo. Pasó el tiempo… y una mañana tuve un “pensamiento feliz”: ¿y si… llamo a Rocío y le propongo trabajar juntas y sobre todo que aporte sus conocimientos y pasión por la música?

ROCÍO: Yo me dejé embaucar. También había pensado en algo parecido. Así que nos pusimos manos a la obra y nació “Musitando Cuentos”: la ilusión de un proyecto que no solo abarca una contada con música y que va creciendo y tomando forma poco a poco ya que lamentablemente no es fácil vivir de las pasiones artísticas y las compaginamos con trabajos declarados socialmente serios y formales.

MARIANEXY: Para para, no te disperses que ese es otro tema. ¿Por qué utilizar la música? ¿Aporta a la historia o simplemente acompaña?

SAMANTHA: La utilizamos por placer, porque realza la belleza del lenguaje oral, por experimentar y hacer algo distinto. Y les digo una cosa: una vez probado se convierte en una especie de adicción que se transforma en una búsqueda continua y en la llave del castillo de la creatividad. Si contar cuentos es un hecho mágico, imagínalo entrelazado con la música. La música es un medio de expresión que tiene mucho que aportar a la historia, a lo que se narra, a la base del escenario que se desea hacer llegar al público para que luego lo recree con “libertad” en su imaginario. También acompaña, por supuesto.

ROCÍO: La música es en sí misma un lenguaje capaz de comunicar todo tipo de emociones y sensaciones; y, en la búsqueda de las piezas de engranaje entre palabras y notas nos hemos dado cuenta de que además puede robar partes del texto puesto que ella misma crea imágenes, describe paisajes, personajes o sentimientos, sin necesidad de utilizar palabras. Así mismo puede formar la estructura de la sesión, el hilo conductor o el cierre a los cuentos.

MARIANEXY: ¿Primero el texto o la música?

SAMANTHA: Normalmente partimos de un texto o una idea y luego comienza el juego de la búsqueda de los sonidos.

ROCÍO: ya sea con instrumentos o con objetos del día a día como por ejemplo un simple periódico para simular el ruido de las pisadas sobre las hojas caídas de otoño.
Gracias a este juego nos hemos hecho con un número interesante de instrumentos, incluyendo los que nosotras mismas hemos construido y los que aun no han nacido pero están en nuestra cabeza a la espera de ser creados.

Tras estas palabras nos despedimos y cada una tomó su rumbo. Por el camino pensé:  después de haber vivido la experiencia de contar con música lo seguiré haciendo porque siento que aporta mucho a mi trabajo y es tan enriquecedor para nosotras como para el público que escucha.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Deja tu comentario